Arquitectura Sostenible

Ante una creciente problemática global de deterioro ambiental, y en el contexto de las políticas y la agenda internacional, donde la sustentabilidad es la estrategia de mediación entre el desarrollo y la conservación del medio ambiente, la arquitectura sustentable se convierte en un ejercicio fundamental de contribución a la reducción del daño ambiental, al ahorro de recursos naturales no renovables, y al mejoramiento de espacios habitables.

La arquitectura sostenible es aquella que tiene en cuenta el impacto que va a tener el edificio durante todo su Ciclo de Vida, desde su construcción, pasando por su uso y su derribo final. Considera los recursos que va a utilizar, los consumos de agua y energía de los propios usuarios y finalmente, qué sucederá con los residuos que generará el edificio en el momento que se derribe.
Su principal objetivo es reducir estos impactos ambientales y asumir criterios de implementación de la eficiencia energética en su diseño y construcción. Todo ello sin olvidar los principios de confortabilidad y salud de las personas que habitan estos edificios. 

FUENTE: PINTEREST

Principios de la arquitectura sostenible:

  • Adecuar el diseño a las condiciones del sitio (geográficas, topográficas y climáticas) y a la cultura donde se emplaza.
  • Diseñar estrategias de iluminación y ventilación natural.
  • Proyectar un uso racional y eficiente del agua, aprovechando aguas grises y de lluvia.
  • Desarrollar un adecuado aislamiento térmico
  • Utilizar fuentes renovables de energía.
  • Usar materiales adecuados, en especial que puedan recuperarse, reciclarse y/o reutilizarse, que sean durables, y que no contengan productos peligrosos o contaminantes.
  • Reducir las emisiones de CO2 y otros contaminantes.
  • Utilizar los recursos ambientales de modo sostenible.
  • Tender hacia la eficiencia energética (ahorro de energía y creación de energía propia).
  • Elegir materiales locales para evitar la emisión de gases contaminantes por el transporte.
  • Optar por proveedores cuyos materiales dispongan de certificaciones ambientales.
  • Evitar en la construcción la generación masiva de residuos.
FUENTE: PINTEREST

Plan de Acción de una Arquitectura Sostenible

1. Delimitar el entorno arquitectónico que deseamos en el futuro.

2. Formalizar un conjunto de indicadores sustentables.

3. Ejecutar un conjunto de estrategias y políticas arquitectónicas.

4. Evaluar las estrategias arquitectónicas con la ayuda de los indicadores, y en su caso, modificarlas.

4. Evaluar las estrategias arquitectónicas con la ayuda de los indicadores, y en su caso, modificarlas.

¿Qué materiales sostenibles son los más usados?  

Materiales ecológicos para la construcción: la madera es el material con el menor impacto ambiental en su producción y ciclo de vida, y ha de ser certificada para asegurarnos de su producción y origen sostenible.

Materiales sostenibles para aislamientos: son aquellos totalmente reciclables y compostables, como por ejemplo la celulosa, que puede producirse a partir de periódicos o papel que se desechan. No deben generar residuos, y deben conseguir la máxima eficiencia al regular la temperatura.

Pinturas y tratamientos para madera: deben ser naturales, sin sustancias que perjudican la capa de ozono, sin disolventes ni otros productos químicos

Es por ello que la arquitectura sostenible es una excelente alternativa para llevar a cabo en las edificaciones de viviendas que permitan ser amigables con el medio ambiente.


Promateriales

AEC

Sostenibilidad

Anuncios